noche de juegos portada

[RESEÑA] Noche de juegos: sorpresa… ¡me ha gustado!

¡Buenas, romántic@s! ¿Cómo lo estáis llevando? Lamento mucho no haber escrito nada en el blog, pero he pasado una otitis bastante aguda que me dejaba sin ganas de escribir, pero ya estoy al cien por cien. Estando enferma he visto algunas películas que me han sorprendido para bien. Una de ellas es Noche de juegos que tenía todas las papeletas de no gustarme nada y al final pasé un rato divertido y ameno.

Sinopsis

Max y Annie quedan todas las semanas con sus amigos para celebrar una noche de juegos. Competitivos hasta el extremo, ahora están preocupados por la vuelta del hermano de Max, un presuntuoso ganador que lleva toda la vida menospreciándolo. Un día, Max, Annie y sus amigos son invitados por Brooks, el carismático hermano de Max, a lo que afirma será una noche de juegos inolvidable. Cuando llegan a su formidable casa, Brooks les informa de en qué consiste el juego: ha contratado a una empresa que secuestrará a uno de los presentes y, si no lo encuentran en un tiempo determinado, el secuestrado morirá. (FILMAFFINITY)

Opinión personal Noche de juegos

Os voy a reconocer una cosa: no me gusta para nada Rachel McAdams. Cada vez que termino una película donde aparece ella (El diario de Noah, Más allá del tiempo, Sherlock, Medianoche en París, Doctor Extraño, Todos los días de mi vida…) su interpretación me deja como indiferente, vamos pasando sin pena ni gloria para que me comprendáis.

Un punto a favor de la película es que el protagonista masculino es Jason Bateman, que me encanta en todas las comedias que ha hecho. Obviamente, Noche de juegos no es una obra de arte, pero a mí me entretuvo muchísimo desde el minuto uno y creo que tiene un argumento bastante original, gracioso y divertido. Además, para mi sorpresa, Rachel no estuvo nada mal en su papel.

Noche de juegos me ha parecido una comedia divertida, diferente y con la pizca justa de locura y desmadre. Cuenta con un guión simple que funciona muy bien gracias a sus personajes del día a día con los que podemos identificarnos: un matrimonio que tiene problemas para formar una familia, una pareja que lleva junta desde bachillerato sin secretos entre ellos (o eso piensan)…

Jason Bateman y Rachel McAdams se complementan muy bien

En todas sus noches de juegos, Max (Jason Bateman) y Annie (Rachel McAdams) invitan a sus mejores amigos a su casa para la tradición, y cuando están todos en escena nos regalan diálogos y comentarios graciosos y una dosis justa de momentos de locura y desmadre. Los actores secundarios me han encantado, creo que acompañan muy bien a los protagonistas y que por separado son geniales y divertidos.

Creo que ha sido la mezcla de simplicidad, locura y originalidad lo que me ha gustado tanto de la película. Noche de juegos no necesita complicarse mucho para hacer pasar un buen rato a los espectadores y eso se agradece bastante. Además, creo que Rachel y Jason se complementan increíblemente bien y sus escenas juntos me han parecido las más divertidas de la película.

En fin, como os comentaba antes, Noche de juegos no es la comedia del año, pero cumple sus funciones: entretener y hacer reír (al menos conmigo lo consiguió). Creo que es una comedia genial para ver en esta crisis. A mí me ayudó mucho a desconectar de las noticias y a pasar el mal rato de la otitis. Eso sí, no os fiéis de los amigos que quieren contratar a una empresa de secuestros de mentira y convertirlo en un juego. 😀

¡Podéis ver el tráiler de la película sin pincháis aquí!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *